Un templo orgánico en el corazón de Madrid

DelliCare, interior.

DelliCare, interior.

En el número 45 de la calle Pelayo de Madrid, se encuentra DelliCare Organic Beauty Café, un lugar para acoger a todas aquellas almas que conciben la belleza desde un punto de vista orgánico.

Con el propósito de contrarrestar el exceso de químicos que acumulamos cada día a través de los alimentos y cosméticos convencionales, DelliCare Organic Beauty Café nace como alternativa complementaria, no excluyente, ofreciendo alimentos y tratamientos cosméticos orgánicos que favorecen la salud y la calidad de la piel.

Un rincón que aúna tienda, cabina y café-bar para vivir una experiencia 360º de belleza orgánica.

“Desde hace años, participo del estilo de vida orgánico en la medida de lo posible”, relata su fundadora, Vanessa Delli, una alemana nacida en Colombia y afincada en nuestro país, con más de 10 años de experiencia en el sector de la belleza. “Considero que es más saludable para el organismo, además de respetuoso con el medioambiente. Por esta razón decidí crear un espacio innovador de belleza global, con cabina de tratamiento con firmas orgánicas, cafetería con un menú saludable, recetas con superalimentos y tienda con productos que complementan la belleza. Somos lo que comemos, la conexión entre la alimentación y la belleza es muy poderosa. Decisiva para la calidad de la piel, porque la belleza es de dos caminos, por dentro y por fuera, lo que comemos nos embellece de dentro hacia fuera y la cosmética nos alimenta de fuera hacia dentro”.

El café-bar

La carta del café propone energéticas ensaladas, desayunos y platos del día saludables, maridados con unos innovadores smoothies (batidos de fruta) antiedad. Los platos son enriquecidos con superalimentos, como el alga espirulina (fitonutriente rico en proteínas, vitaminas, ácidos nucleícos, clorofila y oligoelementos); las bayas Goji (ricas en antioxidantes que mejoran la salud y la energía vital); o el maqui Berry (la fruta con mayor contenido de antioxidantes), entre otros. En definitiva, alimentación deliciosa y embellecedora.

DelliCare, menús saludables y embellecedores.

DelliCare, menús saludables y embellecedores.

La cabina

En la cabina se ofrecen tratamientos personalizados. Hay una carta establecida, pero Vanessa Delli asegura que no ejecuta el mismo protocolo con cada persona, porque “por bueno que sea, cada piel es distinta y se rinde a sus circunstancias. Personalizo cada tratamiento según mi análisis de la piel, teniendo en cuenta las características, necesidades y lo que la clienta quiera mejorar. Así me aseguro el éxito del tratamiento”, confiesa.

Trabaja con tres marcas: The Organic Pharmacy, Tata Harper y Primavera.

El menú se compone de 7 tratamientos faciales, 6 tratamientos corporales, 5 masajes y 4 tratamientos “Urban Express” de 30 minutos para satisfacer 4 necesidades concretas, al ritmo trepidante que impone la ciudad.

DelliCare, cabina.

DelliCare, cabina.

La tienda

Si los clientes se sienten satisfechos con la experiencia orgánica vivida en el café y la cabina, tienen la opción de trasladarla a casa adquiriendo los productos en la tienda, donde se encuentran los cosméticos bio de la marca alemana Primavera, la británica The Organic Pharmacy, la estadounidense Tata Harper o la española Hifas da Terra, así como los superalimentos con los que aderezar en casa platos y batidos saludables.

DelliCare, cosmética orgánica.

DelliCare, cosmética orgánica.

Dejar un comentario