Si estás leyendo este artículo es que estás buscando información sobre sulfatos, uno de los ingredientes cosméticos más polémicos últimamente. Quizá te encuentres entre el 53% de consumidores que no quiere sustancias sospechosas en los cosméticos, como ftalatos, fragancias artificiales y sulfatos, estadística que revela la consultora Nielsen en su informe “El futuro de la belleza”. Ante todo, hay que subrayar que los sulfatos son sustancias seguras y que su uso está regulado por el Reglamento Europeo de Sustancias Químicas (REACH). Pero, ¿sabes realmente qué son los sulfatos? ¿Perjudican o no a nuestro cabello? ¿Existen alternativas eficaces para lavarnos el pelo, si los queremos evitar?

Despeja todas tus dudas, leyendo este artículo en el que expertos en cosmética explican qué diferencias hay entre un champú sin sulfatos y un champú con sulfatos. Y, si estás pensando en practicar co-wash, infórmate antes de las consecuencias negativas que esta práctica puede tener para tu pelo haciendo clic aquí.




Si estás pensando en pasarte a un champú sin sulfatos, antes debes saber que…

Los sulfatos son sales de ácido sulfúrico, que tienen una acción limpiadora. Los más empleados en las fórmulas de champús son: Ammonium Lauryl Sulphate, Sodium Laureth Sulfate y Sodium Lauryl Sulfate.

Cristina Biurrun, directora científica de L’Oréal España explica que los sulfatos son un tipo de tensioactivos, es decir, que tienen la capacidad de solubilizar las sustancias grasas en agua:

“Están cargados negativamente y se caracterizan por tener unas propiedades limpiadoras muy buenas y ser muy espumantes”.

Pero, ¿los sulfatos son perjudiciales?

Biurrun argumenta que los sulfatos tienen unas propiedades limpiadores muy buenas y una gran capacidad de solubilizar las sustancias grasas en agua. De ahí que los sulfatos funcionen bien en cabellos grasos, mientras que los cabellos sensibilizados necesitarían tensioactivos más suaves.

Adolfo Remartínez, fundador de Nuggela & Sulé, aclara que el uso de sulfatos es seguro y nada perjudicial. “Estoy dentro de la corriente del uso de sulfatos en un porcentaje regulado en cada fórmula”, explica. Solo con un uso abusivo y en “cantidades ingentes” pueden ser más agresivos, pudiendo llegar a provocar irritación, picor o sequedad.

Por el contrario, Helena Reyes, brand manager de My Organics, opina que los sulfatos perjudican el cabello y el cuero cabelludo, ya que son “desengrasantes químicos”.

Debe quedar claro, desde el punto de vista de la seguridad, que los sulfatos son sustancias seguras, reguladas por el Reglamento Europeo de Sustancias Químicas (REACH). En este sentido, Adolfo Remartínez opina que están siendo erróneamente perseguidos por los consumidores. Por su parte, desde L’Oréal, que desarrolla tanto fórmulas con sulfatos como sin ellos, Biurrum defiende: “Nuestra misión es ofrecer productos a nuestros consumidores que respondan a sus necesidades, si bien todos ellos son igualmente seguros y eficaces”.


¿Alguien que te explique qué es co-wash? ¿Y no-poo? Esto es lo que debes saber sobre estas prácticas para lavar el cabello:

Cuidado con las modas virales que tocan tu cabello: co-wash y no-poo“.

Co-wash y no poo, post sobre los peligros de no lavarse el cabello con champú y productos alternativos





¿Hay ingredientes alternativos a los sulfatos?

Tanto Remartínez como Reyes coinciden en que los sulfatos son empleados mayoritariamente por la industria cosmética porque es un ingrediente económico, lo que revierte en el precio final del producto. “Se puede recurrir a otros agentes limpiadores con los mismos efectos que los sulfatos pero, generalmente, son más caros por lo que aumentamos el coste del producto”, explica Remartínez.

Helena Reyes apunta las posibilidades que existen como alternativas: “podemos usar un jabón base con glicerina vegetal, goma xantana o Decyl Glucoside, por ejemplo”.

Si te decides a prescindir de los sulfatos, toma nota de las marcas que tienen champú sin sulfatos

Si tu cabello tiene tendencia a secarse, tienes el pelo rizado, lo llevas teñido o tienes el cuero cabelludo sensible, puede que con un champú sin sulfatos obtengas mejores resultados para mantener sana y libre de encrespamiento tu cabellera. Aunque, antes de lanzarte a las fórmulas sin sulfatos, tienes que tener en cuenta que no debes utilizar después acondicionadores y productos de peinado que lleven siliconas, ya que para retirarlas del cabello, es necesario aplicar champús con sulfatos que ejerzan mayor acción de arrastre al lavar el pelo.

Elvive low poo, un champú suave sin sulfatos

Low Shampoo, de Elvive, es una crema de lavado delicada sin sulfatos y que no produce espuma. Está indicada para cabello seco, teñido o rizado, ya que son cabellos más delicados, que necesitan un extra de nutrición para no resecarse y evitar problemas como encrespamiento y roturas.

Actualmente, la gama cuenta con tres referencias:

Low Shampoo Cabellos Secos y Sensibilizados

Aporta nutrición y suavidad al cabello. Ayuda a desenredar fácilmente el pelo.

Low Shampoo Cabellos Teñidos y Sensibilizados

Específico para cabello teñido. Protege el color y potencia el brillo.

Low Shampoo Cabellos Rizados y Sensibilizados

Aporta nutrición al cabello rizado, dejando los rizos suaves y elásticos. Mejora el desenredado.

PVPR 5,99 €

Low Shampoo Elvive, champú sin sulfatos

Elvive prescinde de los sulfatos en Low Shampoo, una línea de champús suaves que aportan nutrición al cabello.


¿Sabes qué función tienen las siliconas en los productos de cuidado capilar? ¿Qué es mejor, elegir fórmulas con siliconas o sin ellas? Despeja tus dudas en el post: “Todo lo que debes saber sobre las siliconas que llevan los productos de cuidado capilar“.

cabello rizado sin siliconas


Ingredientes exóticos y fragancias embriagadoras, OGX

Esta marca, propiedad de Johnson & Johnson, acaba de aterrizar en España después de posicionarse como la marca que más crece a nivel mundial en cuidado capilar. Marca su diferencia con fórmulas a base de ingredientes exóticos y libres de sulfatos y parabenos.

Ogx trabaja con 21 referencias clasificadas en siete líneas. Cada una de ellas se articula en torno a un ingrediente que proporciona un beneficio añadido concreto.

Aceite de argán marroquí para cabello renovado: champú, acondicionador, aceite reparador, aceite extraprenetrante y aceite penetrante.

Queratina brasileña para cabello liso: champú y acondicionador.

Leche de coco para un cabello nutrido: champú, acondicionador, sérum y aceite hidratante.

Aceite de queratina para un cabello fuerte: champú, acondicionador y aceite reparador.

Biotina y colágeno para un cabello con volumen: champú y acondicionador.

Agua de coco para un cabello ligero e hidratado: champú y acondicionador.

Aceite de kukuí para un cabello hidratado y sin encrespamiento: champú, acondicionador y aceite hidratante.

Puedes encontrar la línea de cuidado capilar de Ogx en: El Corte Inglés, Carrefour, La Balear, Arenal, Primor, Alberto Perfumerías, Marvimundo, Aromas y Druni.

PVPR 7,90 €

Ogx, Johnson & Johnson, champú sin sulfatos

Ingredientes exóticos y fórmulas libres de sulfatos marcan la diferencia de las fórmulas de Ogx.


¿Buscas alternativas a los desodorantes con sales de aluminio? No te pierdas el post: “5 desodorantes sin sales de aluminio que respetan y cuidan tu piel

Desodorantes sin sales de aluminio


Kativa Keep Curl Shampoo, para cabello rizado

La línea Keep Curl de Kativa es específica para cabello rizado, ya que controla el encrespamiento y ha sido diseñada para aportar definición a los rizos. No tiene sulfatos ni parabenos (tampoco sal ni gluten) y su fórmula están enriquecida con kiwi y almendras.

PVPR 10,85 € (precio del champú)

KATIVA Keep Curl champú sin sulfatos

Keep Curl Shampoo, de Kativa, es una fórmula específica para cabello rizado.

Con ingredientes naturales y orgánicos, The Organic Purify Shampoo Rosemary

Este champú de My Organics, marca especializada en fórmulas cosméticas naturales, emplea las propiedades de los aceites esenciales de plantas y flores para cuidar el cabello.

En la fórmula The Organic Purify Shampoo Rosemary no hay sulfatos, aditivos de origen petroquímico ni conservantes químicos. Entre sus ingredientes: aceites esenciales de romero, eucalipto y lavanda, que hidratan y fortalecen el cabello.

PVPR 23 €

My Organics The Organic Purify Shampoo Rosemary

Este champú orgánico está elaborado con aceites esenciales de romero, eucalipto y lavanda. Es de My Organics.

Ouai, el champú de las celebrities

Jen Atkin, fundadora de Ouai (“Sí”, en francés), es estilista de las famosas de Hollywood (entre sus clientas están las Kardashian y Jessica Alba…). Su filosofía es desarrollar fórmulas eficaces para cuidar el cabello con un enfoque holístico. Su famoso champú, Shampoo Clean, limpia el cabello con la tecnología Smart Technology Complex (repara las zonas más castigadas del pelo, como las cutículas), sin sulfatos ni parabenos y sin cloruro sódico.

En la fórmula de Ouai encontramos:

Extracto de semillas de tamarindo: equivalente natural del ácido hialurónico, con gran poder hidratante.

Extracto de hibiscus: rico en aminoácidos, ayuda a reparar el cuero cabelludo.

Extracto de jazmín: fortalece, evita el encrespamiento y nutre el cabello.

Queratina inteligente: sella las cutículas y las repara.

Combinación de aminoácidos: fortalece la estructura capilar.

PVPR 30 € (precio del champú)

Ouai Shampoo Clean, champú sin sulfatos

Sin sulfatos ni parabenos ni cloruro sódico, Ouai es uno de los champús favoritos de las celebrities.




Dejar un comentario