5 gestos de belleza para dedicarle unos mimos extra a tu piel

Inicio Piel 5 gestos de belleza para dedicarle unos mimos extra a tu piel
Publicidad

Cuando tienes tus rutinas establecidas y de repente te ves obligado a cambiar todo, cuesta acostumbrarse. Pero en medio de la adversidad es posible encontrar cosas positivas y seguro que lo estás comentando con amigos y familia, que pese a estar separados en muchos casos, nos sentimos más cerca que nunca. El tiempo de más que tenemos que pasar en casa para contener el contagio de coronavirus nos puede servir también para mejorar nuestra rutina de belleza y dedicarle unos minutos extra a nuestra piel.

Gestos de belleza para una piel más bonita

Échale un vistazo a estas 5 recomendaciones que te harán sentir mejor, sobre todo cuando veas el resultado: una piel cuidada y mucho más bonita.

Cuida la limpieza

Siempre insitimos en este punto y por eso esta semana le hemos dedicado un post en exclusiva. Quizá sea un buen momento para probar la doble limpieza y utilizar ese aceite desmaquillante al que no estabas dando mucho uso. Este método consiste en utilizar primero un producto con base de aceite para retirar toda la suciedad e impurezas y en segundo lugar una limpiadora jabonosa que se retira con agua.

Utiliza una mascarilla hidratante

Parece que nunca es buen momento de ponerse una mascarilla porque siempre estamos a la carrera. Aprovecha para relajarte, prepárate una infusión, pon música tranquila y descansa mientras hace efecto la mascarilla.

Si tu piel es grasa o con granitos puedes elegir una de arcilla o carbón. O si por el contrario notas el cutis apagado y necesitas luminosidad, opta por una que contenga vitamina C. Para un chute de hidratación, decántate por el ácido hialurónico.

¿Tienes la piel mixta? Entonces es buen momento para practicar el multimasking, que no es más que combinar diferentes mascarillas según las necesidades de tu piel. Así, puedes aplicar una más hidratante en zonas que tienden a resecarse como las mejillas y más astringente en la frente, nariz y barbilla.

No te olvides de los ojos, los parches de hidrogel que tan de moda ha puesto la cosmética coreana, son fantásticos para descongestionar la mirada, atenuar ojeras, reducir bolsas e hidratar esta zona tan sensible.

Es hora de exfoliar la piel

¿Cada cuánto tiempo exfolias tu piel? Este es quizá uno de los gestos de belleza que más cuesta incorporar a nuestra rutina. Y sin embargo es clave para retirar células muertas y permitir que los tratamientos que apliquemos después penetren mejor y sean más efectivos.

Elige un exfoliante que sea suave con la piel, humedece el rostro y masajea para después aclarar con abundante agua. En general puedes utilizarlo una vez a la semana o cada 15 días. Algunos permiten incluso varias veces a la semana

Introduce nuevos activos en tu rutina de belleza

Seguro que has oído hablar del retinol, el ácido glicólico, el ácido láctico… Incluso es posible que hayas comprado un sérum, tónico o hidratante con alguno de estos activos que todo el mundo recomienda y no te has atrevido a utilizar.

Sobre todo en el caso de los ácidos y el retinol, es recomendable que los introduzcas poco a poco y de uno en uno, es decir, no empieces a usar más de un activo a la vez. Primero dos veces por semana durante un mínimo de tres semanas. Poco a poco aumenta la frecuencia según vayas notando que tu piel lo tolera bien. Si por el contrario se irrita demasiado, es mejor que consultes con un dermatólogo antes de volver a aplicarlo.

Retinol

Es una de las formas de la vitamina A más utilizadas en cosmética. Tiene propiedades despigmentantes y antiedad. Favorece la renovación celular, mejora la textura de la piel, reduce las arrugas y aporta luminosidad. No se recomienda su uso durante el embarazo y suele estar presente en tratamientos que se aplican por la noche. Es preciso combinarlo con protección solar y evitarlo durante el verano o durante el periodo de exposición al sol.

Vitamina C

También llamado ácido ascórbico. Es un potente antioxidante con propiedades hidratantes, antimanchas, aumenta la producción de colágeno y mejora la elasticidad de la piel, así como su luminosidad.

Ácido glicólico

Es un hidroxiácido con propiedades exfoliantes, por lo que es utilizado para mejorar la textura de la piel, atenuar manchas o marcas de acné. Como puede ser irritante, es mejor empezar con bajas concentraciones. En concentraciones más altas en empleado en peelings médicos para renovar capas profundas de la piel.

Ácido láctico

Es un alfahidroxiácido que se extrae de la leche. Es habitual encontrarlo en exfoliantes. En general es bien tolerado, incluso por pieles sensibles. Si se aplica por la mañana es imprescindible el uso de protección solar.

DMAE

Es como se conoce al dimetilaminoetanol, un ingrediente muy utilizado en cosmética por su capacidad reafirmante. Está indicado para atenuar líneas de expresión, disminuir ojeras, mejorar la tersura y firmeza de la piel.

Niacinamida

O vitamina B3. Estimula la regeneración celular y está indicada para tratar arrugas y difuminar manchas y marcas de acné.

No descuides la alimentación

Pasar más horas en casa nos lleva muchas veces a picotear entre horas o a dejarnos llevar por caprichos no demasiado sanos y muy calóricos. Por eso, el último de los gestos de belleza que te recomendamos, es cuidar tu alimentación. Intenta evitar en la medida de lo posible fritos y ultraprocesados. Aumenta el consumo de frutas y verduras y procura llevar una dieta equilibrada en la que no falten todos los nutrientes esenciales: proteínas, carbohidratos, grasas y vitaminas.

Procura hidratarte bebiendo agua con frecuencia y no abuses de los refrescos, especialmente los azucarados. Una alimentación balanceada nos ayuda a sentirnos mejor y repercute positivamente en el aspecto de nuestra piel.

Publicidad