Apúntate a la moda de las Sleeping Creams

Inicio Piel Apúntate a la moda de las Sleeping Creams

¿Cuántas veces hemos oído decir eso de que el mejor secreto de belleza es dormir bien? Bueno, pues es verdad. Y si no que se lo digan a las coreanas, las primeras en utilizar la última revolución en cosmética: Las Sleeping Creams. Descubre cómo funcionan y cómo sacarles el mejor partido.

Durante la noche, la piel pone en marcha el proceso de reparación y renovción celular que le permite recuperarse de las agresiones que ha sufrido durante el día. No solo las que produce el entorno, como la contaminación, los cambios de temperatura, el sol o la deshidratación, sino también las que causan el estrés, la mala alimentación o la falta de descanso. Sin embargo, cada vez es más difícil poder dormir las horas necesarias para que todo este proceso se realice en condiciones. El resultado: cara de cansancio ya desde primera hora de la mañana, ojos hinchados, piel reseca y tirante… Por eso es tan importante ayudar a la piel a reponerse y aportarle todo lo que necesita. Lo último para conseguirlo son las Sleeping Creams.

Las horas de oro

El punto álgido de este proceso renovación se produce en un momento muy concreto: entre las 11 de la noche y las 2 de la madrugada. Son las llamadas «Golden Hours», en las que la piel se beneficia mucho más de los activos que se le aportan. Y las Sleeping Cream están especialmente diseñadas para actuar en este momento. Una de sus características es que tienen una fórmula fundente, que crea un suave velo sobre la piel, y van liberando los activos progresivamente. Entre sus ingredientes destaca una fuerte concentración de agentes hidratantes, para devolverle a la epidermis el agua que ha perdido durante todo el día, y que tenga un aspecto más jugoso por la mañana. Su otra gran baza es su acción relajante, con el fin de ayudar a conciliar mejor el sueño, lo que consiguen con ingredientes como el aceite esencial de lavanda.

Cómo aplicarlas

La forma en la que se utilizan también es determinante para lograr un resultado aún mejor. Es recomendable extenderlas mediante una capa generosa, desde el interior hasta el exterior del rostro, acompañado de un masaje relajante. Esto no sólo ayuda a descansar mejor, sino que facilita que se eliminen toxinas y se reduzca el nivel de estrés.

Para cada piel

[slideshow_deploy id=’9165′]

Publicidad

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí