Douglas cierra el primer semestre plano

Douglas logo.

El coronavirus detiene la tendencia ascendente de Douglas y cierra el primer semestre plano. Durante enero y febrero, las ventas del distribuidor alemán crecieron un 5,9%. Sin embargo, con la irrupción de la epidemia en marzo, las ventas cayeron un 40,2%, frente al mismo mes del año pasado, debido al cierre de sus 2.400 tiendas repartidas por Europa. «La pandemia del coronavirus nos ha enfrentado a serios desafíos. Como minorista omnicanal, nos beneficiamos de la aceleración de nuestro negocio de comercio electrónico, y de esta manera compensamos parcialmente la pérdida de las ventas en las tiendas físicas», ha subrayado el director financiero del grupo, Matthias Born.

Douglas cierra el primer semestre plano

Durante el primer semestre del ejercicio fiscal de Douglas (comenzó en octubre de 2019) las ventas consolidadas ascendieron a 1.950 millones de euros, la misma cifra que en el ejercicio anterior. El negocio de las tiendas físicas registró un retroceso del 5,5%, mientras que el comercio electrónico aumentó un 27,2% al situarse en 415 millones de euros. Tal y como explica el director financiero, en enero y febrero, Douglas transformó con éxito el impulso del trimestre navideño en términos de ventas y beneficios, pero esta tendencia alcista se vio truncada en marzo. Debido al cierre temporal de la red detallista casi al completo «la mayor parte de nuestra facturación se perdió, mientras que los costes se mantuvieron igual». La caída de la cifra ha sido amortiguada por el negocio electrónico y por la aplicación de medidas destinadas a garantizar la liquidez. Dichas medidas se tradujeron en unas reservas de liquidez de 309 millones de euros el 31 de marzo. El flujo de caja alcanzó los 136 millones de euros en el primer semestre, siendo más alto que el mismo periodo de 2019.

El e-commerce, mercado estratégico

El 21,3% de la facturación de Douglas en la primera mitad del ejercicio procedió del comercio electrónico. Este porcentaje se elevó al 35,3% en Alemania. El cierre de las tiendas en marzo propulsó un 33,5% la venta online en el segundo trimestre de su año fiscal. «Quedó claro que el omnicanal es el modelo ganador», afirma la directora de estrategia digital, Vanessa Stützle. «El número de clientes con tarjeta de fidelidad que compraron online por primera vez casi se duplicó en marzo. Los canales vinculados nos permitieron, por ejemplo, reubicar los productos de las tiendas cerradas a los centros de distribución de e-commerce», detalla. Stützle también se ha referido a la idoneidad del lanzamiento de la plataforma electrónica. «Se lanzó en el momento justo y cuadruplicó sus ventas en el segundo trimestre. También pudimos ayudar a minoristas y marcas más pequeñas a presentar sus productos a una audiencia online más amplia y así compensar las pérdidas».

Reapertura con seguridad

Actualmente, Douglas ha podido abrir el 92% de sus tiendas en Europa. El cierre se ha levantado siguiendo las regulaciones oficiales y las medidas de prevención para garantizar la seguridad de empleados y clientes. La cadena expresó su gratitud a los clientes por su confianza y lealtad con la campaña #strongertogether.

Publicidad